miércoles, 1 de febrero de 2012

Mientras tomo té






Suenan tintineos.
Las cucharillas habitan las tazas
y planean sobre las mesas, carcajadas.
El pan crece entre las paredes del horno
mientras expande su aroma a masa. 
Periódicos y revistas de letras cargadas
esperan a ser por lectores adquiridas
ávidos de saber y conocer
calamidades del mundo y alegrías. 
En el suelo, una servilleta de papel arrugada
junto a  mi mesa  en la que le vive una taza
pegada a un plato pequeño al que le falta,
de yema y rica naranja, una pasta. 

El expositor de las dulces tartas
adorna su cristal con estrellas de escarcha,
trozos de blanco hielo en las resistencias
y sabores congelados de colores y nata. 
La dependienta tras el mostrador
“cielo” y “cariño” al atender nos llama.
Desde la mesa la observo y ella,
desde su posición, me mira extrañada. 
Brotando de su boca, a golpes de guapa,
al cliente, con suave dulzura y mimo trata.
De miel para los oídos, silba su voz cargada.
Como golosos dulces ofrecidos, le sabe el alma.



5 comentarios:

José Manuel dijo...

Es tan original y a la vez tan real, que al leerlo llegan hasta mí los aromas del té y bollería recien horneada. Muy acogedor para estos días de invierno. Me ha gustado mucho.

Besos

TriniReina dijo...

Eres única para crear poesía de cualquier momento cotidiano.

No me gusta el té, pero de esas pastas daría buena cuenta:)

Besos

Estrella Altair dijo...

Ummm dulces en todos los sitios, dulces y suaves placeres que la vida nos oferta y que nosotros podemos ofertar..

Un beso dulce sí.

Juan Pardo dijo...

Has creado un auténtico cuadro hecho de palabras.Sabes dar mucha plasticidad a tus escritos.Un placer leerte.Un cálido abrazo.

Ojo de fuego dijo...

José Manuel: Saber disfrutar del día a día en la más simple rutina es algo que todos debiéramos aprender y saber disfrutar...

Besos
......................
trini: Pues si no te gusta el té, lo cambiamos por un café, el mío descafeinado... ¿Cuando quedamos?

Muchso besos, guapa.
........................
estrella: La vida nos lo ofrece y nosotros hemos de ser capaces de recoger el testigo y disfurtarlo a tope.

Besos
....................
Juan Pardo: Nunca se me hubiera ocurrido pensar en lal plasticiada de lo que escribo. Me limito a expresar lo que vivo de la mejor manera que sé. Aunque sé que se podría mejorar muchísimo.

Beso y muchas gracias